sábado, 30 de junio de 2012

LAS ZAPATILLAS

peace Pictures, Images and Photos

A un discípulo que siempre estaba quejándose de los demás le dijo el Maestro:

- "Si es paz lo que buscas, trata de cambiarte a ti mismo, no a los demás. Es más fácil calzarse unas zapatillas que alfombrar toda la tierra."


Anthony de Mello

30 comentarios:

Daniel Eduardo Gómez dijo...

Uno trata, pero es difícil cambiar toda una costumbre de vida

Hakuna matata

Canoso dijo...

A veces tenemos a mano lo más fácil y buscamos soluciones complicadas e imposibles...

Patty dijo...

Cambiar?? es difícil y más si somos mayores, tenemos nuestras costumbres arraigadas Marilyn.... pero no descarto el poder hacerlo en algunos de mis pasos.... besos bonita ^.^

Juglar dijo...

Es cierto que a partir de determinadas edades es muy difícil cambiar, pero siempre podemos modificar actitudes.
Buena entrada, Marilyn.
Un abrazo.

Rodericus dijo...

Como siempre, una reflexión certera.
Gracias por estas gotas de sabiduría.

Un beso.

Maritza dijo...

He leído muchas reflexiones de Tony de Mello, siempre tan sabias, como esta.
Y es sabido que así "debiera" ser, los cambios deberían empezar por uno...claro, sólo que eso es más difícil que pedirle a una piedra que hable. Nos cuesta mucho admitir los errores propios.
Por supuesto que con pequeños cambios, actitudes, hábitos, haríamos cambios enormes, pero... nos falta VOLUNTAD.

BESOS MILES,MARILYN!

Sara O. Durán dijo...

Cierto, si queremos un verdadero cambio hay que empezar por nosotros. Ya menos defectuosos, tal vez de algo sirva nuestro ejemplo.
Un beso y feliz fin de semana.

Carolina dijo...

Lamentablemente parece que es mucho más fácil fijarse en los errores de los demás que en los propios.

Un abrazo mi querida Marilyn, me gustan mucho tus publicaciones!!

Fragil dijo...

muy cierto cuando uno tiene un problema interior tendra con los demas. Ademas debes cambiar uno para poder cambiar el mundo así se empieza

Oriana Lady Strange dijo...

Muy bueno!!
Una hermosa reflexión que muy pocos practican.
Besos....

Pedro Luis López Pérez dijo...

¡Que maravilloso consejo con esas sabias y ejemplarizantes Palabras!
Un abrazo...Me ha Encantado.

STERKI dijo...

Las zapatillas podrán llevar a las, y dibujos y nacerán flores a tus pies.

PEPE LASALA dijo...

Un gran mensaje el que nos mandas. Aprovecho también para despedirme de ti hasta Septiembre por el verano. Un fuerte abrazo desde el blog de la Tertulia Cofrade Cruz Arbórea.
http://tertuliacofradecruzarborea.blogspot.com/

susana dijo...

Como siempre, unas palabras muy sabias. Un beso.

genessis dijo...

Hola Marilyn

La paz interior se logra cuando uno aprendió a hacer un discernimiento constante; el discernimiento nos lleva a la verdad objetiva y subjetiva, sólo sobre estas bases se puede encontrar, construir y vivir en paz. La paz es la plataforma de la felicidad o de los momentos felices en nuestras vidas.

Un gran abrazo de domingo

MAR dijo...

Como siempre, me encanta pasar por aquí.Después de leerte me quedo pensativa...
Cuanta verdad¡
Besos

Amanecer Nocturno dijo...

Primero debemos observar nuestro reflejo antes de intentar cambiar el de los demás.

Un saludo.

erreanamia dijo...

buenisiima!!!!
te gustaria : en defensa de la felicidad.
Miuy buen libro que habla de la filosofía budista, es super entretenido, yo me lo leí en 4 días !
:)

Kayla dijo...

Buena reflexión, como siempre.

Un abrazo asertivo ( o dos).

Mercedes dijo...

¡Cuánta gente debería aprender este pensamiento de memoria!!!!

Un abrazo.

Rafa Hernández dijo...

Una reflexión perfecta y certera. Lo que nos ocurre y sobre todo a los españoles, es que para sacar defectos a los demás nos las pintamos solos, en cambio a nosotros nos critican los propios y saltamos como fieras.

Un abrazo Marilyn Recio.

Oscar C. dijo...

El que no tiene la paz dentro, el que no se juzga primero y se observa a si mismo... nunca encontrará la paz fuera de el, ni reconocerá, ni comprenderá, ni posiblemente perdonará los errores de los demás que muchas veces serán también suyos.

Mejor unas zapatillas de autoconocimiento, comprensión y aceptación de los demás tal y como son que pisar arena ardiente todo el día, todos los dias.

Bonita reflexión Marilyn, un beso.

Imaginativa dijo...

Muy buena reflexión. Y qué mejor que empezar a aplicársela a uno mismo, que a veces el orgullo es demasiado traicionero.

Un saludo!

Ameny dijo...

Empezar y terminar por nosotros mismos, muy cierto aunque tambien difícil.

Besos Marilyn

pluvisca dijo...

¡Aja! si señora, asi es, pero nos pasamos el dia intentando alfombrar la tierra...somos unos necios...

besos

Amparo Donaire dijo...

Ha veces esas zapatillas nos vienen grandes Marilyn, pero no es imposible calzarlas, solo depende de nosotros, perseverancia, optimismo, ganas y convicción.

Un abrazo Marilyn

Jorge del Nozal dijo...

sabias palabras las del maestro, que tienen mucho que ver con mi última entrada.
Un abrazo.

Rosa María dijo...

Que bellezón¡ Lo califico terapéutico, docente y grato para reformar las imperfecciones propias que en ocasiones las hacemos como pilares en nuestra vida.
Un abraciño

http://poemas-rosamariamilleiro.blogspot.com.es/

ludu dijo...

gracias,simplemente gracias,viendo los coments,es lo unico que puedo decir

Sara dijo...

Creo que siempre es necesario que en algún momento del día tengamos la posibilidad de reflexionar, espero que podamos llevar una vida un poco, más tranquila aunque a mi siempre me gusta lo que hago por eso sigo trabajando en un local de venta de ropa por mayor